Evolución del anillo de boda

post 4

Por lo general pensamos que el anillo de boda ideal es aquel que consta de una banda simple con solo una piedra que debería ser un diamante, brillante y reluciente, es lo que se conoce en las joyerías como el anillo de compromiso solitario. La evolución del anillo de ..... seguir leyendo

Más detalles

Mas

compromiso comenzó a forjarse alrededor del año 1800 cuando los joyeros comenzaron a aplicar nuevas tecnologías, pero no fue hasta 1886 en que Tiffany & Co. presentó su versión del anillo de compromiso como un diamante engarzado en un soporte de seis puntas 

La ardua tarea de los orfebres de esta prestigiosa casa partió de formar un pequeño cono de una hoja de oro, cortando la punta y luego aserrando sus bordes hasta conseguir seis puntas salientes y seis V hacia abajo, partiendo del extremo ancho del cono y creando así el famoso Tiffany que se junta luego con la espiga del anillo. Comercialmente, la parte superior del solitario se denomina “cabeza” o “corona” y la parte que rodea el dedo es el “vástago”. A partir de la segunda década de 1800 y principios de 1900, la Revolución Industrial trajo aparejados grandes cambios de manera que la labor de los artesanos se vio afectada por la aplicación de nuevas tecnologías que afectaron a la joyería.
El trabajo artesanal dio lugar a la masificación y prácticamente, en lo que se refiere a anillos solitarios, todos los diseños fueron similares.

En la actualidad, a pesar de la masificación aludida, sigue destacándose el trabajo de los orfebres que continúan creando reales obras de arte en la materia

Google+

24 productos de la misma categoría: